Intimidad

Soledad de Dios…

 

Si no hubiera sido por la soledad, yo no hubiera resistido aquello…En la soledad he encontrado al Señor.

Al Señor no se le encuentra fácilmente… Hay mucha gente que ama al Señor, así, vagamente, intelectualmente. Una fe así, intelectual…, pero ese contacto íntimo, esa experiencia, esa proximidad, ese sentirle y hablarle…todas esas cosas se sienten allí gracias a la soledad.

Por ejemplo: yo por las noches, no todas, pero por las noches, cuando despacho a la gente, abro la puerta  que me separa de la iglesia, entro en la iglesia y estoy yo solo con Él… yo solo con el Señor… Allí no hay ruidos, nadie tose, nadie estornuda, no se oyen pasos, nadie baja las escaleras.. Está uno solo.

En aquella soledad uno, al cabo de los años, se va familiarizando, familiarizando, familiarizando más y más con Él… hasta que llega un momento en que ya es una especie de transfiguración en Él, y está uno que da gloria.

Y allí me paso un rato muy largo con Él por las noches. Hay noches que hace mucho, mucho, mucho frío y tengo mucho que hacer.

Bueno, pues entonces antes de acostarme entro en la capilla, que a lo mejor hace 25 o 30º bajo cero o algo así… me arrodillo y pongo los codos en el altar y pongo la cabeza así, muy cerca del sagrario, y le digo algunas cosas muy bonitas, muy bonitas, y allí le tiro una infinidad de besos y.. me marcho a la cama…

Carta del P. Llorente

a las Carmelitas descalzas del Cerro de los Ángeles 

Agradecemos la carta a Flavia Mile 

Haz click aquí para descargar la carta completa 

______________________________________________________________

Haz click aquí para comentar

______________________________________________________________

5 Comments on “Intimidad

  1. Sólo en la soledad y el silencio se puede encontrar a Dios. Llevaba unos días muy revuelta, con muchas preocupaciones y, aparte, de orar, he decidido vivir en silencio. Ni escucho radio, ni veo TV, nada de nada, para que esa paz que me traigo a casa desde una capillita que frecuento, se quede conmigo y me vaya poco a poco invadiendo y llevándose la inquietud.

    Me gusta

  2. “Ahí cuando la obsesión apaga los versos de Dios,
    solo dejando de rezar encuentro a Dios”

    Nareloy,

    Me gusta

  3. Es curiosa la forma que tiene el Señor de llamarnos a su lado.Justamente acabo de leer un articulo muy interesante sobre este tema.Es una entrevista a la monja contemplativa que lleva mas años en clausura. Me gustaría compartirlo.

    http://www.elmundo.es/elmundo/2011/06/30/espana/1309432560.html

    En cuanto a la carta del P.Llorente encuentro que la muerte así entendida es una poderosa ayuda para seguir adentrándose en el Santo Abandono,y que aun me queda camino por recorrer.Gracias por la reflexión.

    Me gusta

  4. ¡Simplemente, maravilloso!… Ejemplo de vida espiritual… Enseñanza que educa el corazon para tomar en cuenta en nuestra vida a nuestro mal amado Señor Jesus.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: