Día 21 – Película y respuestas

Estimadas y estimados en el amor a Cristo Jesús. Como práctica para el día 21, les dejamos aquí una hermosa película que la mayoría habrá visto pero que viene a cuento de estos ejercicios volver a ver. Debajo están también las respuestas que quedaban pendientes de los comentarios del día 14. Un abrazo fraterno a todas/os en la efusión del Santo Nombre.

Queridos hermanos en Cristo Jesús. 1- En meditación sedente el principal problema son los pensamientos que vienen a la cabeza. Ante esto los dejo pasar y vuelvo a la repetición. 2- a la vez que repito la plegaria no sé si fijar mi atención a la respiración, al corazón, a la frase… 3-me cuesta más en activo, cuando estoy haciendo cosas, sobre todo trabajando. Pero también tengo que decir que son muchos los momentos de paz y atención y la necesidad de repetir constantemente la plegaria. Oraciones. Un fuerte abrazo.

Estimado en Cristo Jesús: Dejar pasar los pensamientos es lo correcto, no prestarles atención, al igual que se hace con los autos que pasan por la calle. Cuando repite la plegaria, en general, conviene empezar por concentrarse en la frase misma de la oración buscando conectarla con el sentimiento imperante en esos momentos en nosotros. Podrá ser agradecimiento, angustia, temor etc. pero al iniciar lo mejor es establecer esta conexión, entre la frase elegida y la emoción predominante. Atender a la respiración o regularla puede ser muy útil para serenarse si uno llega al momento sedente con cierta alteración. Pero no es imprescindible. Dirigir la atención al corazón debe ser algo a lo que se sienta llamado naturalmente. Hay quienes sienten atracción hacia este modo y otros lo contrario. Establecida la conexión entre emoción y oración, suele venir por si misma una profundización que puede ligarse a los latidos o solo a la conciencia de estar orando. Esa necesidad de estar repitiendo la plegaria que surge espontáneamente ocurre luego de cierto tiempo de practicarla y es un muy buen indicador de la acción de la gracia que “nos reclama” y convoca al templo interior.

Mi mayor dificultad es repetir siempre lo mismo, las mismas palabras dichas de la misma manera, me hacen perder la atención me producen fatiga mental. De toda la ascesis, la oración de Jesús, es la ascesis que más me cuesta. La oración de Jesús encierra en sí misma una gran sabiduría, no sé cómo sucede esto, pero sé que sucede. He aprendido muchas cosas desde que estoy rezando esta oración (sólo 15 días), y eso que me distraigo, y me olvido de rezarla, y vuelvo, y a veces me equivoco de palabras, y digo otra cosa. Pues a pesar de rezarla mal, y he aprendido mucho de ella. Nunca con ninguna oración, ni siquiera recitando los Himnos y los Salmos de las 7 horas canónicas, ni con la Lectio divina, ni con el rosario, ni siquiera con la Eucaristía, me he aproximado tanto a Jesús. Pero vivo mis dificultades de la oración de Jesús con paz, sin regañarme y confiando en que lo conseguiré. Me consta que en la gracia de Dios actúa en la mayoría de nosotros, pasito a pasito, nunca he conseguido nada dando saltos, por eso es cuestión de esperar de tener paciencia, y de seguir intentándolo, con la gracia de Dios, hasta conseguirlo. Muchas gracias a todos ustedes. Que Dios les bendiga.

Así es hermana/o. Nuestra mente está acostumbrada a vagar y cuando la queremos poner a atender solo una cosa, se resiste y nos fatiga. No se fuerce porque quedará en la memoria una huella negativa de la oración. Lo mejor en este caso es “convocar” a la oración mediante una aspiración del corazón. Es como si nos dijéramos en el alma: “¡Cómo me gustaría estar constantemente en oración y viviendo en Tu presencia… Señor! Este hacernos conscientes del deseo de unión con Dios, nos conduce suavemente a la oración. Elegir bien la frase previamente y luego aspirar a esta oración bastarán. Cristo nos guía. Inmensa alegría por supuesto al leer sus palabras. Ese es el poder del Santo Nombre. El Nombre de Dios porta en sí la presencia que se llama y opera transformaciones que solo se explican por acción sobrenatural. ¿Que hace falta para que ello ocurra? Pues el deseo de orar y unirse a Dios y firme decisión de nuestra parte de consagrar el alma al amado de nuestra vida. Saludos fraternos.

No es fácil llevar esta pequeña oración ya que todo la pensamientos y preocupaciones es como si te atacaran y terminas distrayendo de la oración y entra en mi un desanimo y una gran tristeza de no poder ser fiel a la oración gracias.

No se preocupe hermana/o, ni se desanime. El ser consciente de nuestras dificultades y de la acción de la mente sobre nosotros es ya un gran paso. Siempre están los pensamientos y preocupaciones pero el intento de orar los pone de manifiesto, los hace evidentes. Por eso nos asombramos del caos mental en que vivimos. Paciencia y perseverancia, la oración irá ocupando el lugar de los pensamientos. Un saludo fraterno.

Muchas Gracias por estos ejercicios espirituales, a pesar de las preocupaciones siempre estoy pendiente de repetir el Santo Nombre, me acompaña en todas las dificultades, y cuando algo me es adverso digo: bueno JESUS tú quieres que así sea por eso me envías esta dificultades y la acepto con agrado repitiendo la oración y todo se va allanando. Gracias por esta formación espiritual ..SEÑOR JESUCRISTO HIJO DE DIOS VIVO TEN PIEDAD DE MI PECADOR.

Pues tal cual usted lo dice. Todo es para nuestro bien, aunque a veces debe pasar un tiempo para que caigamos en cuenta de ello. Esa actitud de entrega que describe abre las puertas del corazón a la oración ininterrumpida. Usted ya tiene las señales al estar siempre pendiente de repetir el Santo Nombre. Saludos fraternos!

10 Comments on “Día 21 – Película y respuestas

  1. Queridos hermanos, Paz y Bien. No había visto nunca esta maravillosa pelicula. He aprendido mucho y ha cambiado, por medio de ella, Nuestro Señor y su Santo Espíritu, mi visión sobre muchas cosas de la vida. Sobre todo que el arrepentimiento y una vida consagrada a Dios preceden a nuestro gran posible triunfo sobre el pecado. La renuncia a las exageradas opulencias materiales, el amor incondicional al projimo y la compresion y el perdón a nuestros hermanos de camino y tambien a los que no lo son, y la humildad constante, junto a la oración perseverante y contínua, todo ello mas nuestra meditación diaria sobre la Palabra del Señor, nos abren un camino directo y sin escalas a la eternidad y a las moradas allí preparadas por nuestro Padre Celestial, y la Santisima Madre del Salvador. Hay mucho para meditar en esta hermosa película. Gracias a Dios y a ustedes hermanos por compartirla. Invocando el Santísimo Nombre, los saludo con la Paz del Señor.

    Le gusta a 2 personas

  2. Buenas noches, hermanos.
    He visto esta película y me he sentido muy identificada con la debilidad y mezquindad del joven protagonista, lo que me ha llenado de esperanza al ver cómo Dios obra en él.
    También me he sentido muy identificada con el lugar naturalmente hostil (aislamiento, frío, escasez, dureza…) en el que luego vive y que se parece tanto al mundo en el que hoy vivimos: duro, deshumanizado, frío, egoísta, falso, avaro, de INMENSA POBREZA moral…Doy gracias a Dios por hacerme comprender cómo precisamente este mundo tan desapacible es un lugar de encuentro Él, como otra isla del ermitaño.
    Luego hay muchas cosas de la película que no comprendo bien, que claramente no llego a su profundidad y son demasiado para mi. Pero conocer la historia de ese pobre hombre y contemplar ese horrible lugar me han bastado.
    Muchas gracias por compartirla. Que Dios os bendiga!

    Le gusta a 1 persona

  3. Muchas gracias, me están ayudando mucho.
    Después de ver la película me doy cuenta que entre unas cosas y otras, voy muy atrasada. Antes de comenzar estos Ejercicios pensaba que iba bien, pero después de ver la película me he dado cuenta que todavía me falta mucho. En la película me ha impactado que el monje que está a cargo de los otros monjes, quemará las botas del otro pobre monje con problemas en los pies, y ahora creo que no voy a poder dormir esta noche. Esto de las botas creo que esto voy a tardar en olvidarlo, porque pensaba que tenía muchos menos pecados de los que debo de tener, y esto es tremendo. Tremendo. Ahora, después de ver esta película y la escena de las botas, me voy a agarrar a la Oración de Jesús como si fuese mi bote salvavidas en medio de la tormenta, no me consuela saber que tengo toda la eternidad para llorar mis pecados.
    Un saludo queridos amigos, invocando el Nombre de Jesús.

    Le gusta a 1 persona

  4. “Todo es para nuestro bien…”
    No he encontrado la respuesta a la pregunta referida a esta afirmacion que hiciera el día 14.
    Los saludo en el nombre de nuestro Señor Jesucristo.

    Le gusta a 1 persona

    • Estmada Fanny. justamente hoy ibamos a publicarla. Disculpe la demora, Vamos poco a poco según podemos. Ocurre que el comentario al que alude fue hecho el día 15 y recién ayer terminamos los del día 14 . Saludos fraternos invocando a Cristo.

      Me gusta

  5. He visto la película y a generado en mí diferentes emociones y sensaciones. Por momentos identificación y por otros, ausencia o carencia en el proceso de seguimiento y entrega. Sin duda que es para verla varias veces porque es muy rica tanto en el mensaje hablado como en el no hablado. Me refiero a las imágenes. Es muy simbólico y hasta surrealista que trabaje con carbón, o que su trayecto sea sobre madera por encima del agua. Carbón, fuego, agua, madera (cruz). Demonios, salud, salmos, etc. De verdad que es para verla de nuevo. Pero me dejó un poco sorprendido el manejo de la misericordia divina. Cargar toda una vida con el peso del pecado sin haber vivido la misericordia y el perdón de Dios para tener paz interior, me dejó apenado por este buen hombre. Más aún si consideramos la felicidad como paz interior. Es solo una apreciación, que mucho tiene que ver con argumentos “rebuscados” que se utilizaron para argumentar la película ( creo yo). Pero insisto en que es una película que al terminar de verla, si uno lo hace con el corazón, siente que fue un momento de oración. Genial. Gracias por ofrecérnosla. Un abrazo fraterno.

    Le gusta a 2 personas

    • Con su permiso, contestaré a su comentario, para beneficio de todos, también mío.

      Gracias a la Misericordia divina podemos llorar los pecados pasados y presentes.

      “Que el Señor cambie nuestra suerte,
      como los torrentes del Negueb”. (Salmo 125).

      Los torrentes de Negueb son las lágrimas, llorar los pecados. El pecado se perdona por la Misericordia divina, pero el pecado hay que llorarle, aquí o en el Purgatorio. Ahora entendemos mejor, por qué estos monjes lloraban tanto.

      Los que sembraban con lágrimas,
      cosechan entre cantares (Salmo 125)

      Antes de cantar, tenemos que llorar los pecados.

      El Salmo está tomado de: http://www.franciscanos.org/oracion/salmo125.htm

      Estoy totalmente de acuerdo con usted, está película es para verla muchas veces, tiene muchos detalles y es muy simbólica.
      Gracias por su aportación de los elementos que aparecen en la película, ha sido muy valiosa.

      Me gusta

  6. Buenos días a todos
    Es bueno leerlos y ver que a pesar de las dificultades todos seguimos buscando la unión con Dios a través de l oración de Jesús.
    Anoche me hice una pausa y vi la película. La cual me gusto, al comienzo me dio paz por momentos lo contrario . Me gusto ver que aquel hombre santo, seguía luchando y cuanto más luchaba más se daba cuenta de su pecado, ciego para los otros no abandonados 100% a Dios de sus hermanos monjes. Me hizo reflexionar de lo lejos que estoy de eso de cómo necesito mis “botas” y mi “colchón” me sentí identificado con las palabras del prior al verse sin todas sus cosas lo lejos que estaba De Dios
    Por otro lado, me dio la impresión de que vivía atormentado que no encontraba en ningún momento paz y si en hubiera gustado en la película que alguna escena mostrara esa paz ese saberse amado por la Santísima Trinidad a pesar de nuestra condición y pescados..
    Gracias por compartí la película
    Porque me siento cerca de la espiritualidad Cristina en especialmente la ortodoxa. Buen día para todos

    Le gusta a 2 personas

  7. Seguro que son muchos los detalles que se me escapan porque realmente son muchos y tal vez entre todos se puedan descubrir mejor.
    Personalmente lo que he visto es un hombre, como cualquier otro, preocupado por lo que a cualquiera preocupa, a saber: el pecado y la muerte. Esta es la combinación perfecta para hacer de nosotros unos desgraciados de por vida, pero Dios ha tenido a bien liberarnos por medio de Jesucristo, normalmente a través de alguien ante el que nos podemos sincerar y entonces vemos que nuestra gran preocupación es inútil o infundada. Esta es la gran noticia, la Buena Nueva que cambia la vida: que en realidad, el que yo creía muerto porque mi pecado lo había matado, vive y el pecado por tanto no existe. Esto conecta perfectamente con el Evangelio de Jesucristo muerto y resucitado. A partir de ahí todo cambia, pues es posible vivir en paz aunque pecadores y es posible afrontar la propia muerte sin angustia y sin temor, con paz, porque es la manera de encontrarnos con nuestro gran amor que es finalmente nuestro único y gran deseo verdadero.
    Si algo concluyo es que al Señor hay que acudir en nuestros pecados y en nuestras muertes cotidianas sean las que sean por medio de la oración, aceptando que somos pecadores y que la muerte es el paso a la vida, nada fácil en alguien tremendamente miedoso y vendido al pecado, aunque rescatado por Cristo Jesús, el Hijo de Dios que tiene misericordia de mi y de todos nosotros.

    Le gusta a 2 personas

  8. Esta película le he visto muchas veces, me encanta, siempre me da un mensaje. La oración de Jesús siempre lleva a la santidad cuando la hacemos como debe de ser, de otra forma uno se vuelve loco. La lucha continua, la ascesis, la conexión del corazón que tiene con la oración, esto para mí siempre ha sido muy importante, pues en todo está el corazón, no sólo la lengua y la mente, de ahí que es un “ejercicio espiritual”, no es fácil, duele, cuesta trabajo, pero al final se fortalece tanto física como espiritualmente.
    Para mí hay muchos aspectos primero: el orar con el corazón, no importa qué sea, pero con el corazón, porque este monje repetía la oración de Jesús pero brotaba de sus labios los salmos, como brota el aire de la naríz al respirar.
    Segundo: la entrega, la entrega a la oración en soledad. Tal como nos lo enseñan ustedes, caminando, trabajando, en soledad, en compañía. etc.
    Tercero: la ascesis, una decisión firme, fuerte a la conversión, a llorar sus pecados, que tal vez nosotros que no tenía ninguno, pero solamente Dios que penetra las entrañas del hombre sabe cuantos pecados tengo.
    Cuarto: La fortaleza física porque ya estaba encorbado, cansado y aún con todo cuando hace el exorcismo a la mujer se ve fuerte y la carga como cargar una caja de zapatos. Al mismo tiempo su fortaleza espiritual de presentarse ante Dios en la muerte. Decía que tenía miedo pero no lo tenía y qué impresión saber que le ha llegado la hora, y rápido y sereno se acuesta y muere.
    Quinto: no hay mayor sanación, liberación, fortaleza, etc. en otra cosa que la Santa Misa, la confesión y la comunión.
    Bueno, así podría seguir, la he visto por años, desde que encontré este sitio hace ya varios años y ví esta película. También toca el tema de la predestinación, pero no quiero meterme en honduras, hoy mismo pensaba este punto y me daba cuenta que querer comprender la predestinación no es otra cosa que querer comprender la mente de Dios. Así que eso es todo lo que quiero comentar, me gusta muchísimo esta película.
    Muchas gracias.

    Le gusta a 2 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: