Meditación XVI

Sala filosófica de la Biblioteca del Monasterio de Strahov (Praga)

Meditación XVI

La trama de nuestros pensamientos nace del diablo, cuando se esfuerza por provocar nuestra caída. Para ello se sirve de la atracción que ejerce en nosotros el vicio, o bien pone en juego toda su habilidad para urdir secretas estratagemas y presentarnos con sutil artificio el mal bajo apariencia de bien, transformándose a nuestros ojos en ángel de luz.

Finalmente, de nosotros proceden los pensamientos cuando por el ejercicio de nuestras facultades pensamos lo que hacemos y nos acordamos de lo que hemos hecho u oído. De tales pensamientos se trata en aquellas palabras de David: “He pensado en los días antiguos, he recordado los años lejanos; durante la noche he meditado en mi corazón ejercitando y escudriñando mi espíritu” (Sal. 77, 6-7).

de las Colaciones de Casiano

3 Comments on “Meditación XVI

  1. Como Don de Dios, el pensamiento es una cualidad humana positiva; cierto que hay pensamientos que distraen la atencion (teniendo papel y lapiz a mano, evitamos la distracion; tambien el diablo se aprobecha y nos ispira pensamientos negativos, vigilancia, rechazo y no consentir la meditacion de dichos pensamientos (generalmente pasiones); por ultimo Santa Teresa hablaba de «la loca de la casa» en referencia a la fantasia, en algunos casos corresponde con la distracion, en otros son las pasiones llevadas al pensamiento por el diadblo pero tambien hay una fantasia creativa que desarrolla el Espiritu ¡¡insisto!! papel y lapiz y «No temas YO estoy contigo.

  2. Alabado sea Dios por permitirnos que llegue hasta nosotros las meditaciones para fortalecer nuestro espíritu.

    Bendiciones.

  3. Pienso que hay que estar muy despiertos, muy sobrios. Ese estado sólo lo puede dar la oración interior para no dejarnos embaucar por el maligno que busca la ocasión propicia para la caída. Comentario sobre la meditación XVI.

Deja un comentario