Camino sencillo a la oración continua

Del día 26 – 

En el Catecismo de la Iglesia se nos dice:

“Esta invocación sencilla ha sido desarrollada en la tradición de la oración bajo diversas formas en Oriente y Occidente.

La formulación más habitual transmitida por los espirituales del Sinaí, de Siria y del monte Athos es la invocación: “JesúsCristo, Hijo de Dios, Señor, ten piedad de nosotros pecadores” (Cat 2667).

“La invocación del santo nombre de Jesús es el camino más sencillo de la oración continua. Repetida con frecuencia por un corazón humildemente atento, no se dispersa en palabrerías…

Es posible en todo tiempo, porque no es una ocupación al lado de otra, sino la única ocupación, la de amar a Dios, que anima y transfigura toda acción en Cristo Jesús”. (Cat 2668).

Pulsa aquí para leer más del Catecismo sobre el tema

_________________________________________

Pulsa aquí para comentar

A %d blogueros les gusta esto: