El suave coraje

26º día

cuarta semana

Textos y prácticas sugeridas:

Hoy, tómate un tiempo y recréate en aquel poema que tanto te conmueve y que sin embargo tan poco repasas. Y también escucha con la atención del corazón aquella música que tanto te inspira. Entrégate al gozo de la elevación del alma. Aireado tu espíritu por esos complementos, evoca la imagen de aquel a quién tanto admiras. Refréscate en las aguas de las virtudes que descubres en tu modelo de conducta. Empápate de ellas con la mente para que luego sea más sencillo llevarlas al cotidiano.

Vuelve a leer tus versículos preferidos de la sagrada escritura; sigue examinando los bocetos que trazas titubeante en torno al proyecto de vida y tu regla cotidiana. Fíjate si has establecido con firmeza tus “cabezas de playa” de la no reacción. No olvides los obstáculos descubiertos como importantes, esos abismos del ánimo que se enlazan con las costumbres del cuerpo y que te dejan herido, lejos de tu hogar. Reafirma la decisión de vigilar como celoso centinela el templo interior. No permitas que lo asalten vanidades ni espejismos.

Atiende al llamado insistente que te hace la gracia mediante los frecuentes fastidios.(*) Te convoca al descanso que surge del abandono activo a la voluntad de Dios. Te pide alineamiento, coherencia, lealtad para tu destino original. Eso que sientes ante el poema elegido o al hundirte en la música que te ilumina o esa convicción que sientes ante la Palabra, son las resonancias de tu vocación. Dios ha sembrado una semilla en ti, regarla, darle espacio y protegerla es tu misión. Para eso vives, no pierdas el tiempo. Deja salir al Cristo que habita en ti, no reniegues de sus consejos que te impulsan a consumar tu nacimiento.

Hay un estado de fuerza interior, de voluntad expresada con calma; de armonía entre el hacer, el sentir y el pensar. Ese estado es un don que permanece a la espera. Necesita de un acto de arrojo sostenido con humilde paciencia. Un suave coraje hijo de la comprensión, que te hace decir: “Sí, hágase en mí, según tu palabra”.

(*) Se refiere específicamente a lo dicho en el día 13º de los ejercicios.

elsantonombre.org

Citas bíblicas recomendadas: Juan 15, 16; Lucas 1, 38; Romanos 8, 28; 2ª Timoteo 1, 9

Lectura sugerida complementaria de Juan Casiano

Aquí el post de hoy y el texto de Casiano en MP3Aquí la lectura en Youtube

Hermanas y hermanos en Cristo Jesús, el próximo viernes 24 de septiembre a las 19 horas de España, 14 hs. de Argentina y equivalentes, si Dios quiere; nos encontraremos por Zoom con el Padre Javier Melloni SJ. Nos brindará una exposición sobre el tema “Los sentidos espirituales” y luego habrá un tiempo para efectuar preguntas. Aquí les dejamos el enlace para la reunión:

https://us02web.zoom.us/j/83083782051

4 Comments on “El suave coraje

  1. Hno. Mario, saludos en Cristo.
    Hoy haces una magnífica síntesis de muchas cosas vistas en estos días y en los cursos de Filocalía, cuánta riqueza de vida recibida, mil gracias.

    Este modo de expresarlo todo, es hacer fácil la santidad, ese dejar salir al Cristo que habita en mí, es algo que me toca lo más profundo, siempre lo pensé así y así lo enseñé. Y todo para poder llegar a ese Hágase, palabra clave en mi vida.

    Que el Señor nos conceda la gracia de responder a tanto como recibimos.

    Estoy escuchando la charla del domingo y también me parece de mucha utilidad, porque como bien apuntaba el P. José, a veces la Regla de vida de la institución, pues como que no…las personas mayores ya descubrimos que hay una vocación dentro de la vocación, llamada sobre llamada, ¡cuantas! desde la llamada a la vida, al bautismo, a la consagración especial y aun así y todo, Jesús el Señor sigue llamando a una mayor interioridad. Cada día “Duc in altum” y cada día “nunc coepi”, eso es la vida.

    Mi gratitud por estos Ejercicios, que tan bien saben ir sintetizando las clases de filocalía y algunos elementos de la de fenomenología.

    Dios te siga bendiciendo hermano con el don de la claridad y el de sintetizar. Ya se dice que lo bueno si breve, dos veces bueno.
    Un abrazo fraterno en Cristo.

    Me gusta

    • Hola María! Muchas gracias por tu comentario, resulta muy alentador. Que bueno eso que dices de “la vocación dentro de la vocación”… así se vive verdad? Como esa particularidad que en lugar de separarnos nos inserta e integra en los demás.

      Te mando un abrazo fraterno invocando el Santo Nombre de Jesús.

      Me gusta

  2. Pingback: Listados de los ejercicios e invitación | Hesiquía blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: